Citas textuales

Responsabilidad, solidaridad y compasión

Espero que la comunidad internacional, gracias a este instrumento, pueda actuar con responsabilidad, solidaridad y compasión hacia quienes, por diversas razones, han abandonado su país.

Papa Francisco, el domingo, desde la ventana del palacio apostólico del Vaticano y momentos después del rezo del Ángelus.


Piñera: las culpas de la Nueva Mayoría

Durante el Gobierno de la Nueva Mayoría cerca de 700 mil personas ingresaron a Chile como turistas, cientos de miles de ellos con la clara intención de quedarse en forma irregular o engañados por verdaderas mafias de tráfico de personas. Al 11 de marzo de este año había en Chile más de 250 mil migrantes irregulares. A las autoridades migratorias chilenas se le entregaron más de 45 mil documentos falsos; y los trámites migratorios tomaban en promedio 9 horas. Los migrantes debían hacer largas y extenuantes filas de espera para poder realizar sus trámites. Esta situación sin duda fue conocida y tolerada por el Gobierno anterior.

Presidente Piñera, justificando el rechazo del gobierno chileno al Pacto Migratorio.


Entre su paraíso y el infierno de ellos

La izquierda promete el paraíso, pero nos va a entregar el infierno.

Sebastián Piñera en su discurso en el aniversario de Evópoli, criticando la forma en que ese sector político ha liderado el país.


Como si estuviéramos en el mundo de Orwell

La campaña contra el Pacto Migratorio, impulsada por movimientos xenófobos europeos y replicada por sus imitadores en Chile, sigue el mismo libreto (descrito en "1984" por George Orwell): escoger un "otro" (extranjero, negro, musulmán, homosexual) y volverlo una amenaza, propagando el miedo hacia él a través de mentiras.
Con más de 17 mil visitas, el video de la activista Teresa Marinovic en YouTube advierte que de firmarse el pacto, "criticar la inmigración ilegal será un delito, usted no podrá decir nada contra la inmigración, porque si lo hace estará violando un tratado internacional", y que "no habrá distinción entre migrante legal e ilegal".
Ambas son mentiras. El pacto (que no es un tratado) dice explícitamente que se debe "proteger la libertad de expresión" (página 28) y que como "los Estados tienen el derecho soberano a determinar su propia política migratoria (…) podrán distinguir entre el estatus migratorio regular e irregular" (página 5).

Daniel Matamala en La Tercera.


Los migrantes tienen derechos

Como otros derechos humanos, la migración no es un derecho absoluto. Puede haber restricciones, las que en este caso dicen relación con el principio de soberanía y el derecho de los estados a gestionar los flujos migratorios, estableciendo requisitos de ingreso, de estadía, de salida y expulsión. Esta prerrogativa no puede ejercerse de manera arbitraria y debe, en todo momento, realizarse en un marco de derechos. Así, por ejemplo, no podría discriminarse en el ingreso de las personas migrantes generando más restricciones para un grupo que para otro, o que éstas sean objeto de detenciones ilegales, de tortura o malos tratos. La excepción a esta facultad la tienen aquellos migrantes que, al ingresar a un país, solicitan refugio, respecto del cual existe la obligación de ampararlos, ya que huyen de sus países de origen producto de situaciones que afectan sus derechos fundamentales. Las personas migrantes son titulares de derechos humanos, en tanto personas, que los acompañan en toda su trayectoria migratoria

Lorena Fries, en La Tercera